Empresas

Cómo funciona el contrato por obra o servicio determinado

contrato por obra

El contrato por obra o servicio determinado se utiliza muchas veces de manera inadecuada por las empresas, para sustituir un contrato indefinido. Esta modalidad de contratación sólo está pensada para cubrir la realización de un servicio que pueda identificarse de manera diferenciada de los que presta la empresa de forma general. Ese servicio debe ser limitado en el tiempo, pero no puede tener una duración superior a tres años.

Una tienda, por ejemplo, podrá contratar a un trabajador por obra o servicio para hacer, una campaña de un producto, ya que se supone que una campaña es algo de duración limitada y diferenciada del trabajo que realiza otro vendedor. Lo que no se puede hacer es contratar a un trabajador por obra o servicio sin especificar su labor con respecto a la que realizaría su fuera indefinido.

Otro ejemplo, pudiera ser que una promotora pueda contratar a un operario para una promoción concreta, de manera que cuando finalice también cesan sus servicios.

contrato por obra

Jornada y duración

Este contrato por obra o servicio se formaliza por escrito y debe identificar suficientemente la obra o el servicio que constituya su objeto, su duración y el trabajo a desarrollar.

  • El contrato puede concertarse a tiempo completo o parcial. Su duración será el tiempo que se requiera para la realización de ese servicio, pero no puede superar los 3 años, ampliables 12 meses más por convenio. Si transcurre el plazo sin que haya finalizado la obra, los trabajadores pasarán formar parte de la nómina oficial de la empresa. Insistimos en que el contrato por obra y servicio es un acuerdo temporal mediante el cual podrás emplear a un trabajador para que lleve a cabo un servicio concreto dentro de la empresa o una obra determinada.

Derechos del contrato por obra y servicio

La extinción de este contrato se producirá cuando finalice la obra. Cuando la duración del acuerdo sea superior a un año, el trabajador tiene el derecho a ser avisado por la empresa con una antelación de 15 días. En el resto de los casos, la empresa deberá comunicar simplemente al trabajador que el contrato ha expirado.

En caso de extinción de acuerdo, el empleado tiene el derecho de percibir el salario correspondiente a la fracción del mes en curso trabajado, así como a una indemnización equivalente a ocho días de salario por año trabajado. También debe recibir la cantidad devengada en materia de pagos extras y lo estipulado por vacaciones reglamentarias.

Si el contrato es menor a 7 días, la empresa tendrá un recargo del 36 por ciento en la cuota de la seguridad social. Además, la empresa deberá informar a los trabajadores de las vacantes que haya para puestos con contrato indefinido.

En cuanto al período de prueba, en caso de que la empresa lo haya solicitado, deberá estar estipulado en el contrato de trabajo. Este tiempo no podrá exceder de seis meses para los técnicos titulados, ni dos meses para el resto de los trabajadores. Si la empresa cuenta con menos de veinticinco trabajadores, el período de prueba no podrá exceder de tres meses. Ahora, si la obra o el servicio es temporal, pero se repite de forma cíclica, la empresa deberá entonces elaborar un contrato fijo discontinuo, ya que será el contrato adecuado.

Obligaciones del contrato por obra y servicio

El contrato por obra y servicio es una obligación laboral para el trabajador que deberá desempeñar las funciones establecidas en el contrato exclusivamente durante el tiempo estipulado en el acuerdo. En caso de que el empleado realice funciones en una obra distinta o durante un tiempo superior al acordado, el trabajador pasará a tener la condición de carácter indefinido sin la necesidad de firmar un nuevo contrato.

En el contrato deberá establecerse por escrito, y siempre de forma clara, las funciones que tendrá que desempeñar el trabajador. No hay una duración fijada para este tipo de eventos, dependerá de la duración de la obra. Tampoco se establecerá un tipo de jornada laboral, por lo que podrá desempeñar sus labores en jornada parcial o completa.

En síntesis, el contrato de obra y servicio es una buena opción en caso de que busques trabajadores para una obra determinada ajena a la actividad de tu empresa.

¿Qué debe incluir un contrato por obra y servicio?

El contrato por obra y servicio debe expresar con claridad el servicio o la obra al que va supeditado el contrato de trabajo. Se debe hacer por escrito mediante el modelo oficial del Ministerio de Empleo. Si no se hace por escrito, se entenderá que el contrato es de carácter indefinido y a jornada completa, de manera que es vital dejarlo claro de antemano.

El contrato deberá registrarse en un máximo de 10 días posteriores. Esto deberá hacerlo el empresario en la oficina de empleo que corresponda, de lo contrario, no tendrá ninguna validez. No puede utilizarse este tipo de contrato para contratar personal destinado a realizar las mismas tareas que otros empleados con contrato indefinido. En este punto es donde muchas veces entra en juego la viveza criolla y eso hay que evitarlo a toda costa.

Los trabajadores con contratos temporales contratados tendrán preferencia para cubrir vacantes para puestos con contrato indefinido. El anuncio de las plazas vacantes deberá hacerse de forma transparente y pública para todos.

¿A su finalización da lugar a una indemnización?

Cuando un trabajador finaliza su contrato temporal, deberá ser indemnizado si fuera el caso, llegando a doce días de salario por cada año de trabajo realizado, aunque en algunos casos sea diferente, ya que dependerá de la normativa específica que se tenga que aplicar. Es recomendable que todo trabajador con contrato de trabajo temporal se asesore sobre si su contrato de trabajo cumple la normativa laboral.

Dejar un comentario